Opiniones

Los Aspirantes

Ayer justamente les hablaba en mi video de Opiniones sobre el panorama general de cómo es -en mi opinión humilde-, el escenario que observo en cuanto a las definiciones para la Presidencia Municipal de Cuautitlán Izcalli.

No hay más, al parecer, salvo que haya sorpresas en MORENA, que es el único partido político donde nadie sabe ni cómo ni cuándo se pueden dar los cambios, así algo parecido a lo que sucede con los discursos de Andrés Manuel López Obrador, ya están definidas, hasta este momento las preCandidaturas que más bien dicho serán las candidaturas a partir de este 24 de mayo.

Yendo de menos a más, voy a iniciar con Ricardo Núñez Ayala, el hoy preCandidato de la coalición de ‘Juntos Haremos Historia’, conformada por MORENA-PT-PES y que a decir de los propios morenistas de Cuautitlán Izcalli, representa la peor opción que pudo elegir este instituto político para representarlos en la próxima contienda electoral.

Núñez Ayala si bien puede no ser una persona mal intencionada, e incluso ser uno de los que mejor comulgan con las directrices de Andrés Manuel López Obrador en el sentido de que si le dicen sapo: ¡brinca!, esto no quiere decir que sea el más ilustrado, el más sagaz ni el mejor posicionado moral y éticamente dentro de las filas de MORENA.

En mi opinión personal Ricardo Núñez, y lo digo con respeto pero sobre todo obligado por el conocimiento de la causa, es un militante terco, torpe, limitado en intelecto, poco racional, pero sobre todo y por donde se le mire, un personaje deslucido, opaco y que poco o nulo carisma tiene, primero para con su propia militancia y compañeros de partido, y después para con la ciudadanía en general, ya lo quiero yo ver y oír en sus mensajes en las plazas públicas.

Además Ricardo Núñez Ayala, por las razones anteriores, que no son todas y muchos otros factores, viene a ser algo así como el cuarto elemento, el que faltaba para allanarle el triunfo electoral al panista Raymundo Guzmán Corroviñas, Núñez Ayala es bueno para alborotar algo así como grupos de a 20 o 40 personas, que de alguna manera logra convencer para defender causas perdidas, y también carece de los conocimientos básicos de lo que implica hacer una campaña presidencial, a nivel municipal, pero campaña al fin y al cabo.

Ricardo simplemente está perdido, ya que es el clásico militante de MORENA holgazán, que no aporta ni suma, que divide, que aniquila el ánimo del voto real y que además cree en su imaginario que Andrés Manuel López Obrador lo hará Presidente Municipal por el simple hecho de aparecer en la boleta electoral el próximo domingo 1ro de julio. Sin duda tendrá mucho por hacer si es que de verdad aspira a siquiera competir él como persona, más allá de la marca MORENA.

En segundo término y luego del lamentable asesinato del preCandidato del PRI, Francisco Lauro Rojas San Román, aparece en la escena tricolor Alberto Martín Saavedra Rodríguez, que como ayer también lo comenté, ya un poco más suavecito que en comentarios anteriores, llega con un desánimo muy marcado al interior de su partido, y que justamente él mismo dirigió anteriormente por cerca de dos años, con un desempeño por demás cuestionable y que hizo incluso perder, en los números locales, la gubernatura al hoy Ejecutivo estatal, Alfredo Del Mazo Maza.

Martín Saavedra es en mi consideración un buen político, de clase, que tiene un estilo limpio y que además sabe hacer política y resolver situaciones complicadas en escenarios adversos, es discursivo. Lamentablemente todo ello lo puedo asegurar sólo en el ámbito del ejercicio público, del desempeño administrativo, digamos para que me entiendan, sólo en el claro y llano ejercicio de la función pública, pero no así en un plano de una campaña política, su crisma esencial es perder elecciones.

Ya perdió esta última que les comento para la gubernatura del Estado de México el pasado año 2017, ya perdió una diputación local en el 2003, y también lo hizo cuando aspiró a una Diputación federal tres años después, en el 2006. No veo yo por dónde esta tendría que ser una elección diferente. Sobre todo cuando a esta atropellada trayectoria electoral hay que sumarle factores que no dependen de él, como el descrédito del que hoy goza plenamente el PRI, la caída en la aceptación del Presidente de México, Enrique Peña Nieto, por las reformas y acciones del actual gobierno federal. Muchos hoy ven al PRI como el partido favorito para no votar por él el próximo domingo 1ro de julio. A esto tiene también que hacerle frente Martín.

Hay también otros muchos factores que sí, por el contrario, son netamente su responsabilidad, y es el olvido de la militancia hasta ahora que fue dirigente del PRI en Cuautitlán Izcalli, su confrontación directa con varios militantes tricolores que en diferentes momentos y espacios le reprocharon su desempeño, y no me hagan decir nombres, ¡no por favor! A esto se suma el fuerte vínculo con el actual Alcalde, Víctor Estrada Garibay, y que él mismo se ha encargado, con su silencio o sus acciones de legitimar, sobre todo ahora que son muchos los priístas, que por muchas circunstancias se sienten agraviados por el aún Presidente Municipal. Se le acusa, a Martín, de no haber sabido desligarse del gobierno en turno, de no haber marcado esa sana distancia de la que tanto siempre ha pregonado el PRI.

Después, y sólo por no dejar de mencionarle aparece la opción del partido Vía Radical, que es un partido “nuevo” que hoy goza de la ventaja de ser ampliamente desconocido en la mayoría de los sectores de la población. Este proyecto o franquicia política la encabeza Jorge Dueñas Trasviña, quien por cierto llegó a este espacio luego, de como tantos, salir del PRI porque no más nunca le tocaba nada, nunca le dieron candidatura, nunca ganó un cargo y mucho menos nunca brilló en las filas tricolores. Así fue su paso por el PRI.

Esto no quiere decir que sea un mal elemento o un ciudadano reprochable, sino que digamos que por justamente ser buena persona, noble, educado, atento y sutil, es que fue electo para este encargo político en Cuautitlán Izcalli, para tratar de capitalizar a un partido político que de origen está mal fundado, sobre todo si se toma en cuenta que surge a partir de los intereses políticos de otros “grandes priístas” que lo único que buscan es dispersar el voto y de paso hacerse de uno de los mejores negocios que se pueden tener en este país, un partido político, una renta millonaria y casi casi, como dicen por ahí, sin hacer nada, sin siquiera saber leer ni escribir. Así es Vía Radical, vaya nombrecito.

Y vaya embrollo en el que decidió aventurarse Jorge Dueñas y todos aquellos que hoy le acompañan, todos aquellos, más ingenuos que él, que juran y perjuran que este es un partido limpio y puro, el que de verdad, ahora sí, hará las cosas bien, el que va a cambiar al Estado de México y en nuestro caso a Cuautitlán Izcalli. La opción política amañada, siendo como es, se nos quiere presentar como una trampa más para los ingenuos electores que poco o nada saben de historia o de discernimiento político, así es, para la gran mayoría, el mercado es bueno y ya veremos qué tanto logran capitalizarse, primero para mantenerse como opción de partido, y después para ir por los cargos públicos. Al tiempo.

Y luego de que ningún aspirante independiente logró las firmas necesarias para competir y lograr aparecer como una opción diferente para la Presidencia Municipal de Cuautitlán Izcalli, hablaré por fin, del único preCandidato que parece ser quien ha capitalizado cada uno de los hechos políticos que en torno a este proceso electoral están y seguirán sucediendo. Aclaro al momento no hay claridad, ni nada confirmado sobre quién o quienes competirán por la Alcaldía por los Partidos Verde Ecologista de México y el de Nueva Alianza, que son digamos por las circunstancias de la vida, quienes también irán en solitario a esta justa electoral luego de perderse la coalición con el PRI.

Ahora sí les hablaré de Raymundo Guzmán Corroviñas, el preCandidato del PAN-PRD-Movimiento Ciudadano. Quien de todos dicen ya ganó, que va el caballo de hacienda y que casi casi, ya solo es mero trámite. Aunque no olvidemos que como dice la frase: “del plato a la boca se cae la sopa”, y “no por mucho madrugar, amanece más temprano”, ahora sí que ya me parezco al Chapulín Colorado, solo que esto es más serio señores, ¡aclaro!

El caso de Raymundo Guzmán se cuece aparte por el simple hecho de ser él, el único Diputado con los tantos que últimamente cuenta Cuautitlán Izcalli, que en el pleno ejercicio de su función pública, logró mantener una presencia activa en las comunidades, ahí donde está el voto, ahí donde las necesidades de la gente no necesariamente tienen que ser resueltas, basta solo y a veces con escucharlas, con estar del lado del sentir social, de empatizar para que no nos hagamos bolas.

Guzmán Corroviñas, sin embargo es hoy por hoy la opción que ha logrado también mezclar el agua y el aceite, primero por ser él en ganar ya su primera batalla electoral y me refiero a la que tuvo que luchar internamente en su partido el PAN, para al final del día, ser él hoy el único preCandidato registrado por la coalición ‘Por México al Frente” en el caso de Cuautitlán Izcalli, lo cual si todo va bien y no hay tropiezos, sea ya el candidato a la Alcaldía a partir del próximo 24 de mayo, donde seguramente el camino que le falte recorrer seguirá siendo allanado por los errores y pifias de los demás partidos políticos.

La postura política y legislativa de Guzmán Corroviñas también ha sido clara, y es que a la par de mantener su presencia social y activa en Cuautitlán Izcalli, también es un Diputado, ahora con licencia, que puede contar entre su haber de logros legislativos importantes, de todos y cada uno de ellos he dado cuenta yo a través de mis diferentes espacios de difusión, basta con solo ir al buscador de mis sitio web para que noten, por si no lo habían hecho, de lo que les estoy hablando. Es un legislador, preparado, educado, productivo, activo y socialmente muy bien visto.

Pero así también como hay puntos buenos, también existen los nunca faltantes negativos, y en este caso me quiero referir al costo que habrá que pagar para ganar esta elección, de las alianzas que tendrá qué hacer y de los desencuentros políticos que tendrá que superar al paso del próximo 2 de julio, donde como él y su gente esperan, resulte ganador de la contienda municipal, aún a pesar de que sus compañeros de campaña no puedan contar con la misma victoria en sus respectivas competencias.

La fama tiene costo, el éxito también, luego llega el poder y hecha todo a perder, y eso lo he visto yo con prácticamente todos los Presidentes Municipales que han pasado por mi historia personal, por eso será importante que Raymundo Guzmán fije bien sus pies en la tierra, se faje los pantalones, asuma la responsabilidad de esta encomienda, de él mismo, de quienes integran ya su equipo de “campaña”, de los compromisos pactados y que a ojos ya de algunos en estas alturas se están incumpliendo, no vaya a ser y que por asuntos meramente llanos y sin la mayor relevancia, en este momento, después entremos en la discusión de la ya tan trillada pregunta de ¿qué pasó?, ¿porqué no se ganó?, ¡teníamos todo!

Eso pasa justamente cuando se olvidan de los de abajo, del factor humano, de quien a pesar de ser pequeño fisicamente, puede resultar, en esencia en un factor importante para romper o trabar un fino y lustrado engranaje que hasta este momento parece caminar sin falla ni error. Ahora sí que esperemos y no le ocurra como al albañil, que después de años de trabajo y estando a punto de jubilarse recibe un último encargo para llegar a la recta final, y este creyendo que no es su obligación o responsabilidad, lo hace sí, pero de la peor manera, con los peores elementos, despreciando su propia esencia como persona, enterándose al final de cuentas, que lo mal que hizo, era para una obra que estaba destinada para él mismo, pero que por su arrogancia y soberbia, terminó por ser su peor despedida. Así las cosas.

Finalmente el camino del éxito y del poder no se recorre solo, sólo se está sí al final, cuando llegan las derrotas y sobran las explicaciones.

Da click para comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Soy un periodista comprometido con mi labor de informar con oportunidad, imparcialidad y apego a la realidad que se vive en el Estado de México.

Desde mis inicios, en el año de 1998, y gracias al esfuerzo realizado por mi equipo de colaboradores, he logrado posicionarme como un periodista y medio de comunicación serio dentro de los sectores donde tengo presencia.

Biografía

Soy izcallense de toda la vida, he participado en medios de comunicación local y desarrollé por 10 años el impreso Reporte Especial “Periodismo y Comunicación para la Ciudad”; hoy haciendo marca personal bajo el sello Reporte Especial de… Álvaro Sánchez, orientado a gestionar Multimedia Informativa mediante diferentes recursos en mi sitio de Internet, además del uso de las Redes Sociales más populares.

Mi cobertura, influencia y presencia comprende principalmente los municipios de Cuautitlán Izcalli, Atizapán de Zaragoza, Tlalnepantla de Baz, Naucalpan de Juárez, Huixquilucan de Degollado y Toluca de Lerdo; una de las regiones económicas y políticas más importantes del Estado de México.

© Derechos Reservados 2018 - Reporte Especial de... Álvaro Sánchez